La Meditación es beneficiosa para tu Salud: Averigua Como

meditacion, salud, tranquilidad, bienestar, llama de vida

La meditación beneficia tu Salud

 

La meditación (del latín meditatĭo, -ōnis) describe la práctica de un estado de atención concentrada, sobre un objeto externo, pensamiento, la propia consciencia, o el propio estado de concentración. La meditación se caracteriza normalmente por tener algunos de estos rasgos:

  • Un estado de concentración sobre la realidad del momento presente
  • Un estado experimentado cuando la mente se disuelve y es libre de sus propios pensamientos
  • Una concentración en la cual la atención es liberada de su actividad común y es focalizada en Dios (propio de las religiones teístas)
  • Una focalización de la mente en un único objeto de percepción, como por ejemplo la respiración o la recitación de palabras constante.

Popularmente se considera a la meditación como un componente de las religiones orientales, si bien esto no es exacto. La meditación ha sido practicada durante más de 5000 años con propósitos intelectuales, religiosos o de salud.

MEDITAR AYUDA A:

  • Reordenar la mente, calmar la ansiedad y aliviar el estrés
  • Mejorar la comprensión de objetivos y motivaciones y equilibra el carácter.
  • Mejorar la concentración y la memoria
  • Mejorar el sistema inmunitario y bajar la presión sanguínea.
  • Por el estudio de la respiración y la postura corporal se mejora la salud en general y se reconduce el metabolismo a su funcionamiento óptimo.

El bienestar general cuando se practica la meditación es inmediato sin ser un experto.

Para empezar medita cinco minutos tres veces al día, ve aumentando el tiempo gradualmente para controlar tu mente cada vez más. Obtendrás resultados óptimos cuando practiques la meditación durante media hora dos veces al día o cuarenta y cinco minutos una vez al día.

La mayoría de técnicas utilizan la respiración como centro porque es el puente entre el cuerpo físico, el estado de ánimo y la mente.

Ejercicio Básico

Al principio te parecerá que no estás haciendo nada, y tal vez te asalten muchos pensamientos, pero solo es una cuestión de entrenamiento.

  1. Selecciona el horario en que vas a meditar cada día
  2. Busca un lugar tranquilo en tu casa o fuera, recomendable que sea siempre el mismo sitio.
  3. Usa ropa cómoda y no comas antes de meditar porque es más difícil durante la digestión
  4. Siéntate con la espalda recta porque ayuda a la respiración profunda. Puedes sentarte en una silla apoyando bien la espalda en el respaldo, o en el suelo con las piernas en posición de loto. Puedes poner los brazos y las piernas como quieras siempre que estén en una posición relajada.
  5. Inclina levemente el mentón hacia el ombligo y cierra o entorna los ojos
  6. Observa tu respiración:

 Cuando inspiras: Como entra el aire fresco, como pasa por tu tráquea, como llena tus pulmones y los expande

 Cuando espiras: Como se desinflan tus pulmones, y como el aire sale por la tráquea y por la nariz, más cálido.

Deja pasar los pensamientos, ignóralos, no son importantes, ahora lo único que tienes que hacer es respirar y observar como lo haces, sin juicios, ni opiniones. Empieza contando mentalmente hasta 10, y luego ve aumentando el tiempo en que solo te fijas en tu respiración.

Poco a poco tu mente se irá calmando y tendrás una sensación tranquilidad creciente.

7. Cuando termines, abre los ojos y permanece inmóvil unos minutos, absorbe la energía que has generado, saborea el bienestar y SONRÍE.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s